Buenos Aires.- Mo duró mucho la alegría en el fútbol argentino, porque cuando ya se había establecido el inicio del Torneo Argentino para el próximo 3 de Marzo, la FIFA indicó que no aprueba los nuevos estatutos presentados por la Asociación de Fútbol Argentino (AFA).

Cabe indicar que la AFA a pedido la redistribución de los participantes en la Asamblea, por lo que el Ascenso volvió a ponerse en pie de guerra y no dará su apoyo a las modificaciones enviadas desde Zúrich.

De esta manera, el regreso de la pelota quedó nuevamente en veremos.

El texto que habían acordado los directivos estipulaba una Asamblea con 22 clubes de Primera, 21 del Ascenso y 3 de los llamados “grupos de interés” (futsal, fútbol de playa, fútbol femenino, entrenadores, jugadores y árbitros), pero desde el ente internacional reclamaron que se cumpla con lo establecido en el borrador original: 21 clubes de Primera, 19 del Ascenso y los 6 grupos de interés.

De esta manera, los directivos de las categorías menores perderían algo de poder y no tendrían tan fácil la llegada de Claudio Tapia a la presidencia.

Otra modificación importante que estableció la FIFA fue la fecha de las elecciones: mientras que los dirigentes habían acordado que fuera el 16 de marzon, en Zúrich exigen que sea en abril para que haya tiempo suficiente de realizarles las pruebas de integridad obligatorias a los distintos candidatos.

Una vez conocidas estas demandas, las críticas no tardaron en llegar.

Uno de los más vehementes fue el máximo referente de los clubes de la B Nacional, Daniel Ferreiro, quien atacó duramente a uno de los integrantes del Comité Regularizador a través de su cuenta de Twitter: “Responsabilizamos al doctor Javier Medín por el no inicio de los torneos en Argentina. Boicotea acuerdos de dirigentes”.

Además, el hombre de Nueva Chicago adelantó: “Desde el Ascenso Unido sólo vamos a votar en Asamblea lo acordado entre dirigentes en la reunión de la que Medín participó”.





Esta nota tiene 335 palabras

No hay comentarios