Coy Mathis, un menor que nació varón pero que se siente y viste como una mujer, fue favorecido para utilizar el baño de niñas en su colegio de educación primaria.

La División de Derechos Civiles del estado de Colorado reconoció el derecho al menor, de seis años, ya que la escuela Eagleside Elementary le había prohibido usar el baño de niñas.

Por ello, los padres del menor acudieron a las autoridades para solicitarles su intervención. El estado justificó su decisión por considerar que prohibir a Coy usar los baños femeninos -una decisión de la escuela respaldada por el distrito escolar- crea un entorno hostil tanto objetiva como subjetivamente.

Es la primera vez que una decisión de este tipo se toma en Estados Unidos, en relación a los estudiantes transexuales, por lo que desde el Fondo de Defensa Legal y Educación Transgénero aplaudieron este dictamen.

Durante los últimos meses, Coy Mathis -cuyo pasaporte y documento de identificación a nivel estatal lo identifican como mujer- no ha asistido a la escuela y ha sido escolarizada en casa por voluntad de sus padres.





Esta nota tiene 176 palabras . .

No hay comentarios