A pesar de la goleada (10-0) que le propinó la selección de España a su similar de Tahití por la Copa Confederaciones que se desarrolla en Brasil, el técnico del combinado polinesio, Eddy Etaeta, se mostró agradecido por el apoyo de los brasileños que estuvieron presentes en el estadio Maracaná.

“Fue una enorme sorpresa lo que nos ocurrió en Brasil porque, a pesar de esa goleada, tuvimos un inmenso apoyo de la afición”, señaló el entrenador.

España le propinó a Tahití la mayor goleada en la historia de los torneos de la FIFA. Sin embargo, Etaeta calificó de victoria la participación de su selección porque ahora es más conocida.

“Sabían que íbamos a jugar en una gran competición internacional y creo que el apoyo que recibimos en Brasil fue fantástico. Eso nos permitirá ser más conocidos ahora. Nos ganamos el corazón del público. Obrigado (gracias en portugués) a todos”, sostuvo.

Luego del partido, los casi 72 mil espectadores que colmaron el estadio Maracaná, en Rio de Janeiro, apoyaron durante todo el juego a Tahití y al final los despidieron con sonoros aplausos.

Antes de dejar el campo, el arquero Mickael Roche se arrodilló e hizo varias venias de agradecimiento a los hinchas.





Esta nota tiene 197 palabras

No hay comentarios