QUEBEC (CRE.).-Una serie de explosiones destruyó el jueves de mañana un depósito de fuegos artificiales en Coteau-du-Lac, a 60 kilómetros al oeste de Montreal. Hubo dos muertos, cuyos cuerpos fueron hallados entre los escombros del edificio, indicó la Seguridad de Quebec (SQ).

Las víctimas son dos empleados de la empresa BEM, fabricantes de fuegos artificiales, cuyo depósito está situado cerca de la autopista que comunica Montreal y Toronto.

Una investigación determinará las causas de esas explosiones, agregó una portavoz de la SQ, Joyce Kemp.
Después de tres horas de esfuerzo, unos 150 bomberos que acudieron al lugar dominaron el incendio de un depósito, desde donde salía una enorme columna de humo.
Los expertos en fuegos de artificio y un laboratorio móvil del ministerio de Medio Ambiente fueron enviados al lugar para evaluar los eventuales daños de contaminación y estudiar la calidad del aire.
Por precaución, 40 casas y un camping fueron evacuados y el tráfico interrumpido durante más de tres horas en una autopista y una vía férrea.
Fuente: NTN24




Esta nota tiene 164 palabras . .

No hay comentarios