LONDRES (CRE.).-El fundador de WikiLeaks, Julian Assange, ha dicho que no abandonará la Embajada de Ecuador en Londres aunque Suecia retire la demanda de abuso sexual y violación contra él, cargos de los que se declara inocente. Assange teme ser arrestado y extraditado a Estados Unidos si sale del edificio.

En una entrevista con Reuters y otros medios tras un año de asilo en el edificio diplomático, Assange ha reconocido que aún tiene esperanza de dejar la Embajada, aunque no cree que pueda encontrar un nuevo lugar donde alojarse a corto plazo.

 

“No voy a decir que no me quiero ir”, ha dicho. “Pero mis abogados me han advertido de que si dejo la Embajada, correré el riesgo de ser arrestado y extraditado a Estados Unidos”, ha explicado. A la pregunta de si se quedaría dentro incluso si Suecia retirara la investigación contra él, Assange ha respondido: “Así es”.

 

Assange ha ido escogiendo con cuidado sus palabras durante la entrevista, realizada el pasado viernes. En un debate sobre diferentes cuestiones, Assange ha calificado de héroe a Edward Snowden, el exagente de la Agencia de Seguridad Nacional que filtró muchos de los programas de vigilancia de Estados Unidos. También ha criticado a los Gobiernos de Estados Unidos, Reino Unido y de su Australia natal.

 

EMBAJADA DE ECUADOR

 

El fundador de WikiLeaks tiene garantizado el asilo político en la Embajada de Ecuador en Londres, sin embargo Reino Unido ha dejado claro que será arrestado si intenta salir del edificio, rodeado por multitud de agentes de Policía.

 

Assange ha afirmado en la entrevista que en un principio creía que no estaría más de dos años escondido en la Embajada, sin embargo sus cálculos eran sólo estimaciones y ahora no sabe cuánto más tendrá que quedarse. Reconoce que es posible que se alargue su estancia. “Ha habido casos de refugiados en embajadas durante más de diez años”, ha añadido.

 

Ha explicado que, dentro de la Embajada, nota en falta la luz solar, y teme que debido a las circunstancias, pueda desarrollar un problema de raquitismo.

 

WIKILEAKS

 

Australia, su país natal, también ha sido un tema de debate, al que acusa de tener un Gobierno “corrompido” y donde sabe que su partido WikiLeaks ha obtenido mucha popularidad.

 

Assange ha recordado que su situación legal ha dado lugar a un tenso “conflicto geopolítico”, y sabe que “no es probable que Suecia y Reino Unido le nieguen algo públicamente a Estados Unidos”, según ha explicado a sus entrevistadores. El australiano sabe que este tipo de cuestiones muchas veces necesitan de un tercero para alcanzar una solución, como un tribunal internacional, y por ello Assange espera “que también ocurra lo mismo en su caso”.

Tras la pregunta de si se arrepentía de algo, Assange contestó que “estratégicamente ha sido exactamente como esperaba”

Fuente: Reuters.





Esta nota tiene 456 palabras .

No hay comentarios