LOUGH ERNE (CRE.).-Todos los mandatarios del G8 decidieron trabajar y ayudar de manera conjunta a paìses como Siria.

En rueda de prensa anunciaron algunas conclusiones, entre ellas la que anunciò el ministro britànico David Cameron, sobre la ayuda humanitaria para Siria por 1500 millones de dòlares.

Así mismo, aumentarán la presión  diplomática para que ambas partes del conflicto se sienten en la mesa a dialogar y trabajarán juntos para eliminar los extremistas de Siria, y apoyar un gobierno futuro que no sea de una sola facción religiosa.
Otro de los temas que tratò el G8, fue la condena por el uso de armas quìmicas por parte de cualquiera de las partes participantes en el conflicto sirio.




Esta nota tiene 113 palabras . .

No hay comentarios