BOMBAY (CRE.).-Al menos 45 personas murieron y otras 50 se encuentran desaparecidas por las inundaciones y los corrimientos de tierras provocados en las últimas horas por las fuertes lluvias del monzón en la India, informaron ayer medios locales.

En el norteño estado de Uttarakhand fallecieron 25 personas, medio centenar está con paradero desconocido y unas 100 casas se derrumbaron a consecuencia del desbordamiento de los ríos locales.

Las víctimas fallecieron debido al desplome de viviendas, corrimiento de tierras y caída de puentes por las riadas que se registran en la región, donde las previsiones meteorológicas anuncian más precipitaciones en los próximos días.

La televisión NDTV mostró imágenes de edificios desplomándose y calles inundadas.

Unas 24.000 personas han quedado atrapadas en el valle de Kedarnath de este Estado, donde se encuentra un lugar de peregrinaje hindú.

El gobierno ha enviado diez helicópteros para evacuar a la población, pero no han podido aterrizar por el mal tiempo. Doce equipos de la Fuerza de Rescate de Desastres han alcanzado algunas zonas afectadas.

Las autoridades de Bombay han aconsejado a sus residentes que no salgan de sus casas.

Campesinos

Los agricultores esperan que las fuertes lluvias ayuden a ablandar los suelos en áreas afectadas por sequías y aumente la cosecha.





Esta nota tiene 205 palabras . .

No hay comentarios