California (C.R.E.)

El presidente estadounidense Barack Obama defendió el viernes la vigilancia secreta realizada por su gobierno al argumentar que el Congreso ha autorizado en repetidas ocasiones la recopilación de información sobre el uso de teléfonos e internet por parte de la población en Estados Unidos.

En sus primeras declaraciones desde que los programas salieron a la luz esta semana, Obama dijo que han sido implementadas medidas de protección. Agregó que nadie escucha los contenidos de las conversaciones telefónicas y que la vigilancia de internet se centra en los extranjeros y no en ciudadanos estadounidenses.

Obama dijo que incrementó algunas de las “salvaguardias” en los programas después de asumir el poder. Y cree que eso ayudará a su gobierno a frenar los ataques terroristas.

Fuente: El Nuevo Herald




Esta nota tiene 124 palabras . .

No hay comentarios