El astro del Barcelona y elegido como el mejor futbolista de la temporada pasada, Lionel Messi, sufrió un decaimiento en su salud esta mañana, y no se pudo entrenar con el equipo, luego que ayer su equipo, Barcelona, perdiera el clásico español por la semifinal de la Copa del Rey.

El jugador fue diagnosticado con un cuadro febril, siendo atendido por los doctores, que le dieron medicación y le recetaron descanso, por lo que no se le permite practicar con su equipo hasta que mejore su estado.

El cuerpo técnico de Barcelona espera el pronto regreso de Messi a los entrenamientos, más aún teniendo este sábado la oportunidad de la revancha ante su archirrival, enfrentando en el Santiago Bernabeu a Real Madrid por la Liga Española.





Esta nota tiene 124 palabras . .

No hay comentarios