La Federación Ecuatoriana de Fútbol (FEF) en el Congreso Ordinario, dictó las sanciones para los jugadores Damián Diaz y Pablo Palacios por problemas disciplinarios acaecidos en la última fecha del Campeonato Ecuatoriano.

Damián Diaz, que en la derrota de Barcelona ante Deportivo Quito salió expulsado, señalando con el dedo al árbitro Miguel Hidalgo, sufrió la sanción de un mes y una fecha, debido a estos incidentes, castigo que no apelará la dirigencia ‘Torera’.

Por su parte, Pablo Palacios, jugador de Universidad Católica, recibió un castigo ejemplar de parte de la Comisión de Disciplina de la FEF, siendo sancionado con cuatro fechas debido a gestos obscenos realizados a la hinchada de Liga de Loja en el partido que los ‘Camaratas’ derrotaran a ‘La Garra del Oso’.

La dirigencia de Católica mostró el enojo por la sanción, y manifestó que apelará la decisión de la FEF sobre Palacios.





Esta nota tiene 143 palabras .

No hay comentarios